La infancia y adolescencia toma la voz frente al cambio climático, ¿Y la sociedad?: Desprestigia su lucha

 

 

Cada vez más niños, niñas y adolescentes debemos de tomar voz en el tema del cambio climático y exigir políticas públicas para disminuir la huella ecológica, en ello esta nuestro futuro.

 

En esta temática va tomando la delantera a nivel mundial Greta Thunberg. ¿Habías escuchado hablar de esta chica? Actualmente se ha convertido en un foco de atención muy grande para la niñez, adolescencia, juventud, líderes mundiales y lamentablemente para las críticas de medios de comunicación, personajes públicos y haters en redes sociales.

 

El activismo de esta chica de 16 años comenzó en el 2018 cuando decidió plantarse frente al parlamento de su país (Suecia) con un cartel diciendo «Skolstrejk för klimatet» («huelga escolar para clima»). A partir de esto comenzó a faltar a clases para exigir acciones a gobiernos por el cambio climático. Después surgió #FridayForFuture, esto consiste en que cada viernes se te invita a tomar una acción por el clima y compartir en redes. Y así, en poco más de un año en un movimiento que inició sola, hoy la acompañan millones de personas por todo el mundo, y principalmente niños, adolescentes y jóvenes.

 

Además, ella lleva mensajes muy contundentes, pues a diferencia de muchas personas no teme mostrar sus sentimientos personales ante el cambio climático. Con esto llega a decir discursos muy memorables, diciéndole a líderes mundiales llena de rabia que al no tomar acción por el cambio climático están arruinando su futuro y su niñez.

 

Y dentro de la Asamblea General de Naciones Unidas, con sede en New York este 23 de septiembre, conmovió al mundo diciendo: Estamos en el comienzo de una extinción masiva, y solo hablan de dinero y cuentos de hadas, sobre crecimiento económico ¿Cómo se atreven?

 

Personalmente a mi me encanta la forma en la que se expresa, pero no es lo mismo para todo el mundo. Hoy ella es muy atacada por las personas que afirman que seguramente está siendo manipulada pues una niña tan joven no sería capaz de lograr tanto, que es una niña privilegiada por ser sueca y tener padres famosos, y que dónde están sus padres porque ella al padecer Asperger no puede andar haciendo estás cosas.

 

Ser niña, niño, adolescente o mujer, tener un Trastorno del Espectro Autista, cualquier característica personal, es el argumento que usa la gente para invalidar su lucha por el cambio climático, basados en un sistema machista, adultocéntrico y claramente desinformado. Pues claro, es más fácil centrarse en porqué ella no es una buena figura para luchar por el cambio climático, que concentrarse en buscar hacer cambios para cuidar del planeta.

 

Además, creo que es muy difícil soportar la idea, por esta misma cultura patriarcal y adultocentrista, de que una niña venga a decir que estamos haciendo mal las cosas y no se hace nada para remediarlo.

 

Ahora, sobre su clase social y vida personal, la realidad es que haber sido afortunada y crecer en una familia que te apoya en un país primermundista no significa que no puedas encabezar una lucha por el cambio climático, tampoco significa aprovecharte de tu situación para ser escuchada. Cada quién hace lo que puede con lo que tiene, y si ella tiene esta oportunidad y enorme apoyo para hacerle ver al mundo que necesitamos una alerta mundial climática ¿Por qué eso habría de ser utilizado para desvalida su lucha y pasar el tema a segundo plano?

 

La verdad es que esta chica esta viviendo muchas cosas actualmente, no me imagino lo horrible que ella se ha de sentir leyendo todas las noticias malas y haters (hasta yo me he sentido fatal) pero aún así tiene el coraje de seguir adelante con un tema tan importante, mostrando que los niños, niñas, adolescentes y  jóvenes, o que las personas con asperger también pueden hacer escuchar un llamado por el cambio climático. Le envío un enorme abrazo y todo mi apoyo a dónde sea que se encuentre.

 

Ella esta abriendo este camino que le muestra a los niños, niñas y adolescentes de todo el mundo que podemos llegar lejos por nuestras causas. Y que es valido sentir rabia por querer justicia y un mundo lindo, pero que también esos sentimientos los podemos usar para impulsar factores de cambio en nuestras sociedades.

 

Ahora me gustaría mucho invitar a niños, niñas y adolescentes que me leen a apoyar enormemente a esta chica para que no se rinda, porque muestra una cara de la niñez y adolescencia que nos retrata como verdaderamente somos: gente de acción, empática, luchona, apasionada y con muchas ganas de un futuro mejor. Y con esto, mostramos que no somos la generación floja como muchas personas adultas nos catalogan. Y a las personas en general que la critican, me gustaría decirles que sientan más empatía por un movimiento que nos involucra a todos, y que sería mejor invertir tiempo en medidas ambientales que juzgando a una chica activista de 16 años desde una computadora.

 

Para cerrar este artículo, les comparto un meme que me inspiró a escribir este artículo. Porque sí, los memes también propagan ideas y sirven para reflexionar sobre qué estamos haciendo realmente.

 

 

 

Escrito por: Marisol Rivera.

CORIA México

 

Fuente:

 

Fotografías: